29 dic. 2011

Asocia lo que quieras nutrir.

Las hipótesis sobre el mundo y nosotros mismos forman un terreno de información que crece por capas o estratos y se desarrollan conectándose con los sentidos y las experiencias a lo largo de toda la vida.

Los conocimientos y las memorias son ítems de información, conexiones interneuronales, sinápticas, señales fisicoquimicas... una secuencia dentro del conectoma. <-videotalk TED


Si pudiésemos ver nuestro conectoma, comprender cómo pensamos y compararlo con el de otras personas, estoy convencido de que le daríamos más importancia a lo que percibimos y cómo lo asocia nuestra mente, es decir, el hacerse estas cuestiones más a menudo, ya que no somos un sistema capaz de percibir la realidad tal y como es, simplemente hacemos una interpretación de la realidad que se adapta a nuestras hipótesis sobre mundo y nosotros mismos.

Ser más consciente de como asociamos nuestras percepciones es una poderosa forma de gestionar el aprendizaje. Así, se construye una escalera cuya dirección la marcan nuestras motivaciones personales, creativas, sociales, profesionales, etc. Abstraerse y entender nuestras aptitudes y destrezas como un conjunto de conexiones neuronales, puede ser un buen guión para mejorar nuestro aprendizaje nutriéndola de conocimiento.

La educación, la cultura-sistema, el entorno en general, condicionan el diseño cognitivo. La mente, entendida como el "yo" consciente, también, sin embargo, hace falta saber cómo funciona -visita actualiza tu sistema operativo- para adaptar la mente a nuevas observaciones humanistas.



¿Qué es el humanismo cívico? 
Es una propuesta desde la filosofía política que ofrece elementos conceptuales y operativos orientados a conferir un giro humanista a la actual configuración de la vida social. Parte para eso de una premisa fundamental: afirmar que las personas son los sujetos radicales de la política.
Visita la fuente: observacionesfilosoficas.net/elhumanismocivico.html


Publicar un comentario