28 dic. 2012

Europa: Unión Europea, Banca y Euro.

Visto en frontecivicapontevedra.org
TEMA: Europa: Unión Europea, Banca y Euro


Hasta alguien que no tenga ni idea de macroeconomía puede entender la estafa de la deuda si se la explican en términos que pueda entender. Y por fin lo entendí

Los estados necesitan pedir crédito para atender a sus necesidades, ya que no le llega con el dinero de los contribuyentes. Siguiendo las buenas prácticas de la economía doméstica, se debería ajustar los gastos a los ingresos y limitar los créditos a claras oportunidades de mejora, es decir, evitar vivir a crédito, pero parece que las buenas prácticas de la economía básica no sirven para la macroeconomía, ya que todos los países están endeudados. Bien, entonces el estado le pide un crédito a un banco que nos cobrará unos intereses (entre 5 y 17 %) en función de nuestra prima de riesgo, que mide la fiabilidad de nuestro país a la hora de devolver esta deuda. ¿Tienen los bancos tanto dinero para prestarnos? Pues no, los bancos le piden dinero prestado al Banco Central Europeo (BCE, el cual está financiado con el dinero de los contribuyentes) a un interés menor al 1%. ¿Qué? Pues sí, los bancos se quedan con una buena cantidad del dinero de los contribuyentes, pues los estados no pueden pedir crédito directamente al BCE ya que está prohibido por el Tratado de Lisboa.

¿Qué le pasa a los bancos si el estado no puede pagar la deuda? Que cobrarían a través del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE, el cual está financiado con el dinero de los contribuyentes), para lo cual el estado tendría que pedir un “rescate” (la palabra prohibida) con la condiciones que el MEDE imponga, que pueden ser tanto condiciones económicas, como sociales o políticas, pues el Tratado de Lisboa le otorga el poder para hacer y deshacer, así como le quita a los estados y a los ciudadanos el derecho a réplica.

 Y ¿quién ha firmado el Tratado de Lisboa? Los representantes de todos los estados miembros de la Unión Europea sin el consentimiento de los ciudadanos. Bueno, antes de llamarle Tratado de Lisboa le llamaron Constitución Europea y en algunos países hicieron un referéndum en 2005, pero como hubo dos países que votaron no, paralizaron el proceso. Luego le cambiaron el nombre por el de Tratado de Lisboa y decidieron no hacer más consultas y firmarlo directamente en 2007. El Tratado de Lisboa se diseño para mejorar el funcionamiento de la UE, pero en realidad parece que promociona la desregulación del mercado y no favorece la intervención del Estado para lograr objetivos sociales. De hecho, la primera obligación para los estados era la modificación de sus constituciones para incluir los nuevos mandatos (art. 135 en CE). Desde entonces, se suceden las protestas ciudadanas que hasta la fecha no han sido escuchadas.
Hay quien propone salir de la Unión Europea y, sobre todo, del euro. Otros dicen que no nos lo permitirían y en caso de conseguirlo no podríamos pagar la deuda.

Las preguntas para las que aún no tengo respuesta son: ¿podemos salir de la UE y del euro y a qué precio? ¿hay alternativas para mejorar el bienestar dentro del euro?

Publicar un comentario